Columnistas

Por Hugo Castillo Mesino

ÁGORA  RAZÓN

Mientras sigamos sembrando odio entre los colombianos, agenciado por los enemigos de la democracia y los actores de la ultraderecha, las posibilidades de cambio en nuestro país serán remotas y los campos se oscurecerán nuevamente por la guerra y las ráfagas de la muerte con sus esbirros oponiéndose radicalmente a cualquier intento de cambio social. Vale aquí destacar lo que expresa Carolin Emcke en su obra “Contra el odio”: “El odio no es un sentimiento difuso que se manifieste de repente, por descuido o por una supuesta necesidad. Este odio es colectivo e ideológico. El odio requiere unos moldes prefabricados en los que poder verterse. Los términos que se emplean para humillar; las cadenas de asociaciones y las imágenes que nos permiten pensar y establecer clasificaciones; los esquemas de percepción que empleamos para categorizar y emitir juicios están prefijados. El odio no se manifiesta de pronto, sino que se cultiva. Todos lo que le otorgan un carácter espontáneo o individual contribuyen involuntariamente a seguir alimentándolo”.

Leer más...

Por Jose Arlex Arias

TRIBUNA LIBRE DE OPINIÓN

Los neoliberales que durante las últimas tres décadas manipulan y explotan al país, confirman que quieren que vivamos como en “El extraño mundo de Subuso",  personajillo miope, con inmensos lentes, que solo veía lo que quería ver, lo cual nunca era malo. Estos gobernantes como que repartieron las lentes de Subuso para que, las denuncias, por muy graves, sean aceptadas como normales, causando la desmoralización de la gente; hacen ver su mundo corrupto con sus propias lentes. Esta situación es grave porque termina convirtiendo como normal que "los pájaros le tiren a las escopetas", algo absurdo en lo que los papeles están cambiados; por ejemplo: un sujeto incapaz e irresponsable termina denunciando y llevando ante sus propios jueces a un personaje impoluto que busca quitarle las lentes de Subuso a la población. Por esto Colombia es uno de los Estados más corruptos del mundo. Un estudio de la Contraloría General dice que el país tiene demandas contingentes por 5.340 billones de pesos, incluido el pleito de los desplazados contra el Departamento de Prosperidad Social, por 3.018 billones. Indica que las demandas al Estado se mueven entre la corrupción y los errores de las entidades públicas. Esto tiene su razón de ser en los "personajillos de Subuso" que le inyectan al país su propia ética.

Leer más...

Por Edward Torres Ruidiaz. 

@edwardruidiaz

Dieciséis años en el poder y el deseo, aunque ya no tan seguro, de ampliarlo cuatro más. El sueño de cualquier partido político del mundo es la feliz historia de Santos y Uribe en Colombia, tal y cual lo hicieron las familias Bogotanas del Frente Nacional que se repartieron el país hace cincuenta años dizque para que los de ruana no nos siguiéramos matando, según repitieron sus propios periódicos.

Leer más...

Por: Patricia Cifuentes Osorio

Mucho se ha comentado sobre la reciente captura, por corrupto, del fiscal anticorrupción. Los colombianos ven entre sorprendidos e indignados cómo Néstor Humberto Martínez Neira, Fiscal General de la Nación, se lava las manos utilizando un “me fue infiel”, muy por el estilo del “todo fue a mis espaldas” de hace unos años o el reciente “me acabo de enterar” de Santos a propósito del escándalo de Odebrecht, que por demás no se ha resuelto y donde también están implicados Néstor Humberto Martínez y Luis Gustavo Moreno, ex fiscal anticorrupción.

Leer más...

Por: Leonidas Gómez-Gómez

El impuesto a las bolsas plásticas no producirá el efecto ambiental anunciado, la bolsa se convertirá en un costo adicional para los consumidores y en un importante ahorro que incrementará las millonarias ganancias de las empresas multinacionales que han venido monopolizando el negocio de los supermercados.

Leer más...

Por Roberto Trobajo

Colombia bien puede ser uno de los grandes países productores de muchas exportaciones, dada la gran variedad de recursos naturales que podríamos explotar con eficiencia; pero no lo somos, por la descomposición social que padecemos debido a la falta de compromiso serio del Estado al impulsar el desarrollo del país.

Leer más...

Por Cecilia Orozco Tascón

La denuncia penal del fiscal general contra un senador en pleno ejercicio de sus funciones es, más que una torpeza, un acto asombroso de soberbia que amenaza la raíz misma de la democracia y la separación de poderes en que se fundamenta. A partir del momento en que el calculador Néstor Humberto Martínez fue tocado por la vorágine de la corrupción que él prometió combatir, parece haber perdido el control de sus emociones y, lo que es más grave, de sus actos. Primero sobrevino el caso de Odebrecht que puso en entredicho las campañas presidenciales pasadas, una de las cuales había contado con su amistad y apoyo; después aparecieron evidencias pasadas de sus consejos o los de su bufete de abogados, aún socio de Odebrecht; más adelante, se exhibieron unos documentos que también vincularían su actividad de jurista con el negocio Navelena. Y la tapa de la olla a presión que lleva por dentro Martínez, pero ya como jefe del ente investigador: su director nacional Anticorrupción, Gustavo Moreno, fue grabado, en audio y video, extorsionando a un corrupto igual a él.

Leer más...

Por: Norman Alarcón Rodas

“El gobierno de la Comunidad de Madrid, propietario del Canal de Isabel II, se ha comprometido a mantener congeladas las tarifas del agua durante toda la legislatura”

El pasado jueves 6 de julio, la Junta General de Accionistas del Canal de Isabel II de España, reunida en Madrid, aprobó las cuentas individuales y consolidadas a 31 de diciembre de 2016 de este conglomerado, que atiende todo el ciclo integral del agua en la comunidad madrileña. Allí se revisó la participación de la Triple A de Barranquilla en las utilidades.

Leer más...

Por Lorenza Bordamalo

Con solo un año y medio de administración, queda demostrado que Enrique Peñalosa gobierna en contra de la ciudadanía, especialmente contra las mujeres.

Enrique Peñalosa se ha caracterizado por ser un gran negociante que, en vez de velar por los derechos de la ciudadanía y el desarrollo de Bogotá, gobierna para los intereses económicos de los poderosos. Prueba de esto son sus pésimas políticas, como la venta del patrimonio público, el recorte a programas sociales, el cambio del metro por más Transmilenio, la urbanización de la reserva Van der Hammen y lo que ningún colombiano habría imaginado: ¡Empeorar el modelo de salud en Bogotá! Lo cierto es que este modelo de ciudad no solo afecta a las y los bogotanos en general sino también, y con mucha más fuerza, a las mujeres.

Leer más...

Subcategorías