Conecta con nosotros

Nacional

Demagogia a la carta

Por Octavio Quintero  

La capacidad que tienen los demagogos de pensar y hablar dos cosas diferentes, es impresionante: nunca cesan de engañar, y en todo momento, la gente les come cuento.

Búsquese en la rutina de las informaciones de prensa cualquier tema de la problemática nacional; ubíquelo en

Publicado

en

Por Octavio Quintero  

La capacidad que tienen los demagogos de pensar y hablar dos cosas diferentes, es impresionante: nunca cesan de engañar, y en todo momento, la gente les come cuento.

Búsquese en la rutina de las informaciones de prensa cualquier tema de la problemática nacional; ubíquelo en

el discurso de presidentes y parlamentarios; ministros y líderes gremiales y verá que eso ya ha sido resuelto en el discurso muchas veces.

Búsquese solo en los años de este joven siglo problemas de corrupción, desempleo, salud, educación, evasión fiscal, política o impunidad… El que quiera o prefiera, y alrededor de las promesas sobre su solución han sido elegidos unos, nombrados otros y nada: como en la fábula de Marroquín, “cosa es de volverse loco”, ninguna perrilla de esas ha podido cazar tampoco  al maldito jabalí.

Esto viene a lugar porque va abriéndose el año electoral del 2014 cuando, como dicen los redactores políticos con gran eufemismo también, “renovaremos el Congreso” y elegiremos nuevo Presidente que, desde la truculenta reforma constitucional de Uribe, ahora también puede ser reelegido con lo que, la proclamada “renovación”, también paso a ser una mentira más.

Lo último en el escaparate de la política, mejor dicho, lo de moda, fue la reciente convención del UCD, de donde salió elegido el exministro, Óscar Iván Zuluaga como candidato presidencial, tras imponerse a Pacho Santos y Carlos Holmes.

Como quiera que el expresidente Uribe les arrancó el juramento de que cualquiera que fuera el ungido tendría que gobernar con los otros dos en caso de ser elegido, lo cual también viene a ser una portentosa mentira porque en un gobierno del UCD el que gobernará será Uribe, resulta interesante repasar las principales promesas de los candidatos presidenciales que se aprestan a entronizar en el solio de Bolívar la trinidad uribista.

Esto decía Pachito:
–  Carros oficiales solo para aquellos funcionarios que por razones de seguridad lo necesitan, los otros que paguen su gasolina.
 – Si quedo electo, voy a congelar durante cuatro años los salarios mayores a cuatro millones de pesos. Los funcionarios públicos tenemos que dar ejemplo.
– Pacho Santos va acabar con la payasada de las Farc.

Esto decía Carlos Holmes:
– Voy a empezar una misión de desburocratización del Estado Colombiano.
– Yo me comprometo a dar la más frontal batalla que se haya dado en esta nación contra la corrupción”.

Y esto el candidato elegido Óscar Iván Zuluaga:
– Como hijo de la provincia, ese es mi sueño trabajar por las ciudades y las regiones de Colombia.
 – Si soy presidente de la republica me pensionare con el régimen de un ciudadano común.

Fin de folio: Escrito está: “No sólo de pan vive el hombre, sino de toda palabra que sale de la boca”… de estos prestidigitadores orales: uribistas y santistas, todos a una…

28 de octubre de 2013.

Continúe leyendo
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Facebook

⚠️LO MÁS RECIENTE ⚠️️

NUESTRO TWITTER