Conecta con nosotros

Nacional

Disturbios en Panamá por venta de tierras estatales

Agencias  

Ni colonenses, ni las tierras de Colón están en venta, dijeron al gobierno de Panamá los opositores a una ley sancionada por el presidente Ricardo Martinelli, para vender áreas estatales de la zona franca de esa provincia atlántica. Aunque la provincia panameña de Colón amaneció ayer en aparente calma y casi paralizada por una huelga de 48 horas, la situación se volvió violenta y se produjeron disturbios en diferentes áreas, no solo de la capital, sino de diversos corregimientos.

Publicado

en

Agencias  

Ni colonenses, ni las tierras de Colón están en venta, dijeron al gobierno de Panamá los opositores a una ley sancionada por el presidente Ricardo Martinelli, para vender áreas estatales de la zona franca de esa provincia atlántica. Aunque la provincia panameña de Colón amaneció ayer en aparente calma y casi paralizada por una huelga de 48 horas, la situación se volvió violenta y se produjeron disturbios en diferentes áreas, no solo de la capital, sino de diversos corregimientos.

Desde bien temprano, manifestantes salieron con pancartas a pedir que se retire la ley 72, que permite la venta de terrenos estatales en la zona. A medida que avanzaron las horas el ambiente se fue caldeando y se pasó al caos y la confusión, donde se cerraron calles con quema de neumáticos.

La policía intentó despejar a los manifestantes lanzando gases lacrimógenos, que afectaron incluso a periodistas. Tras las cargas policiales hubo varios manifestantes heridos y 50 retenidos.

También se informó de que una niña de siete años de la etnia Guna Yala fue herida de bala en el interior de su propia casa. Fue trasladada de urgencia al hospital con una herida de bala en el abdomen pero no se dijo cuál era su estado. El viernes murió el niño Josué Betancourt que recibió un disparo también en el abdomen.

Anacleto Ceballos, director de la Cámara de Comercio de Colón, señaló que durante la protesta los manifestantes fueron desalojados por antimotines injustamente, de una forma muy violenta.

Los transportistas de cargas también anunciaron que paralizarán desde este martes, 23 de octubre, sus labores para sumarse a la huelga de 48 horas prorrogable.

Intento de diálogo

El primer intento del gobierno panameño de dialogar con “las fuerzas vivas” de Colón fracasó. Estas organizaciones aseguraron que la huelga continuará hasta que se revoque la ley, discutida apenas 37 minutos en el pleno de la Asamblea Nacional, aprobada únicamente por diputados oficialistas y sancionada y publicada en Gaceta Oficial menos de tres horas después.

Al encuentro en Colón convocado por la Presidencia de la República solo asistió monseñor Audilio Aguilar, obispo de Colón. Los representantes de las autoridades de la provincia, los empresarios y sindicalistas estuvieron ausentes.

Edgardo Voitier, Coordinador del Frente Amplio por Colón, dejó claro que no se sentarán a conversar hasta que el Gobierno derogue la Ley y mantiene la posición del paro que es apoyado en otras provincias.

El Sindicato de Constructores convocó a sus afiliados a paralizar las obras de ampliación del Canal de Panamá en la costa Atlántica y se espera sean secundados por los del Pacífico.

Los indígenas ngobe buglé se sumarán a las acciones de protesta. Ausencio Palacios de la Coordinadora Indígena informó que programan cierres en Chiriquí Grande, San Félix y Tolé.

Continúa la huelga

Por quinto día consecutivo, los colonenses retan el toque de queda implantado desde el viernes y salen a las calles a exigir la derogación de la ley 72. El paro se ha cumplido casi al ciento por ciento lo que está dejando pérdidas no cuantificadas aún en los ingresos de la que es considerada la segunda zona libre más importante del mundo, después de Hong Kong, y la mayor de este hemisferio.

Dirigentes del Frente Amplio por Colón reiteraron que no se sentarán a conversar con las autoridades de gobierno que llegan hoy encabezadas por el ministro de Economía y Finanzas, Frank de Lima y varios miembros más del gabinete, si primero no se deroga la controvertida ley.

Hoy es un día clave porque es el de mayor presión hacia el Gobierno por el cierre simultáneo de calles en diversos puntos de la ciudad y las acciones que se están desarrollando en otras provincias en apoyo de los colonenses.

La dirigencia del Frente y otras agrupaciones han alertado de las infiltraciones de delincuentes en el movimiento de protesta pacífica y la policía ha dicho que poseen incluso armas largas y son los que instigan al saqueo de comercios.

En Panamá el Frente por la Democracia prepara una marcha para mañana que partirá desde el Parque Porras hasta la Plaza 5 de Mayo frente a la sede de la Asamblea Nacional, y convocó a una caravana hacia la provincia de Colón para el jueves.

De no ser derogada la impopular ley, el Frente no descarta convocar una huelga de brazos caídos a nivel nacional.

23 de octubre de 2012.


Continúe leyendo
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Facebook

⚠️LO MÁS RECIENTE ⚠️️

NUESTRO TWITTER