Conecta con nosotros

Nacional

Irra (Risaralda) fue ejemplo en el paro cafetero

Lapatria.com  

A las 8:00 de la mañana, el corregimiento de Irra (Risaralda), en la vía Manizales-Medellín, estaba en plena calma. Solo se veían algunos cafeteros sentados en la plaza y todo indicaba que sería un día normal, tanto por el movimiento tradicional del comercio, como por el flujo de personas del sector y el paso de vehículos, sin ningún problema.

La mañana comenzaba a calentar, por lo que se temía por las altas temperaturas. Más tarde ya se sentían unos 28 grados centígrados.

Publicado

en

Lapatria.com  

A las 8:00 de la mañana, el corregimiento de Irra (Risaralda), en la vía Manizales-Medellín, estaba en plena calma. Solo se veían algunos cafeteros sentados en la plaza y todo indicaba que sería un día normal, tanto por el movimiento tradicional del comercio, como por el flujo de personas del sector y el paso de vehículos, sin ningún problema.

La mañana comenzaba a calentar, por lo que se temía por las altas temperaturas. Más tarde ya se sentían unos 28 grados centígrados.

A las 9:00 de la mañana la situación era igual de tranquila, aunque llamaba la atención la forma como comenzaban a llegar más personas a la plaza y la presencia de Óscar Gutiérrez Reyes, coordinador del Movimiento por la Dignidad Cafetera, quien había pernoctado en una finca cercana.

Hacia las 10:00 de la mañana el movimiento era mayor y toda la tranquilidad que había prometido el sector se convirtió en un agite de personas que llegaban a pie, en yip y en chivas. El punto sería protagonista del cuarto paro cafetero que se convocó en el país, y que en el caso de Caldas se definió en cuatro sitios, incluyendo a Remolinos (Risaralda), La Pintada (Antioquia) y Fresno (Tolima).

El número de visitantes se acercaba a los 300, pero la llegada de más chivas y carros evidenciaba que el movimiento sería mayor en corto tiempo.

Indignados

Al fondo volvía a aparecer el reiterado personaje de las marchas y que siempre busca las cámaras para gritar hasta el cansancio. Genaro Duque Sánchez, cafetero de la vereda Los Cuervos, de Villamaría, apareció esta vez con un cuadro en el que se ve la imagen de dos hombres que representan la vieja historia del tendero empobrecido y que fía y el que está bien y vende al contado. Sin embargo, parodiando ese panorama, en una parte del cuadro se veía a un hombre delgado, con cara de tristeza y agobiado, bajo el título de “El caficultor”, mientras que en la otra aparecía la imagen de un hombre robusto, feliz, con la cara del gerente de la Federación de Cafeteros, Luis Genaro Muñoz Ortega, bajo el título de la “Cúpula cafetera”.

En medio de sus gritos y sus gestos de malestar, en cierta pose para los medios de comunicación, el tocayo del gerente de la Federacafé reiteraba que ha sido víctima de la Federación y del gremio y que no iba a ceder ante una mínima ayuda de $6 mil que, según él, ni siquiera ha visto.

A esa hora también llegaba Herman Soto, cafetero del corregimiento de Bonafont, de Riosucio, quien salió desde las 7:00 a.m de su pueblo, pero optó por caminar junto con otros compañeros más, como una forma de protesta, pues dice que ya no tienen recursos ni siquiera para comer, pero además para aprovechar la mañana.

Su queja fue muy similar a la de Genaro y, según sus cuentas, no le alcanza ni para sostener las cerca de tres cuadras que tiene sembradas, y menos para comprar un mercado completo para sus dos hijos, Alexis y Adrián, de 12 y 13 años respectivamente, y para su padre y un hermano.

Asegura que la ventaja es que hoy no tiene esposa, porque si no la carga sería mayor, sostiene en medio de carcajadas.

Reitera que lleva cerca de 30 años en esta actividad y que, pese a todo, dejar la caficultura es imposible, pues por lo menos pagan el grano que se lleva. “Es que igual al café son bobadas, por eso estamos tan preocupados que dejen desaparecer esta actividad”, sostenía.

La marcha

Al fondo, al pie de los establecimientos de comercio, ya figuraban varias pancartas, con el eslogan de “Hoy producir una arroba de café le cuesta al cafetero $ 70 mil, se la pagan a $49 mil, ¿necesita calculadora?”.

Otras más sostenían que el “Paisaje Cafetero está próximo a desaparecer”, y “580 mil familias enfrentan la miseria, ellos producen el café que usted se está tomando”.

La llegada de más cafeteros, incluyendo de La Merced, Palestina, Aranzazu, Filadelfia, Manizales, y Quinchía (Risaralda) aumentó los aplausos y las rechiflas contra el presidente Juan Manuel Santos.

Hacia las 11:00 de la mañana, todo este grupo de personas elevó los ánimos, y en medio de las arengas de algunos, otros sostenían que había que cerrar la vía. Esa decisión se tomó a las 11:00 de la mañana cuando marcharon hacia el puente deI Irra, en la vía a Manizales, y una vez más de regreso a la plaza, bloquearon el paso de carros, situación que se mantuvo hasta las 12:30 p.m.

Las cuentas ya eran mayores, y según algunos dirigentes del movimiento la cifra ya rodeaba los 800 inconformes. Eso a pesar de que algunos a punta de cálculos a buen ojo sostenían que iban unos 2 mil cafeteros.

La calma persistió, a diferencia de las revueltas que se conocieron en el sector de Remolinos y en otras regiones del país como Santander, Huila y Quindío. Incluso cuando un vehículo de la Policía intentó pasar fue detenido, pues reiteraban que el paro era para todos. Estos aceptaron el reclamo, y sin protestar dieron reversa.

Su primer paro

Aunque cafeteros como Genaro ya han participado en varios paros, la difícil situación condujo a que algunos asistieran al encuentro por primera vez.

Fue el caso de Liliana Robledo y su hermana Beatriz, representantes de la finca La Tulia en Chinchiná.

Ellas llevaron la pancarta de ¿necesita calculadora?, pues según ellas ya están soportando los gastos de la finca con algunos ahorros, pues llevan mucho tiempo “jalando rienda y bregando” a reducir costos y ser más productivos.

“Fuimos a los bancos a ver si podíamos refinanciar y el gerente directamente nos dijo que hasta ahora no ha llegado un solo comunicado que diga : vayan estudiando la situación de los productores, entonces uno hasta cree o quiere creer, pero es mentira todo”, sostuvo.
Silvio Valdez, cafetero mediano de Palestina, resaltaba que es la mayor crisis que le ha tocado en 50 años, por lo que reiteró que es hora de que el Gobierno muestre su verdadero corazón cafetero. “Cuando tuvimos la gran bonanza del 76 al 83 se decía que la plata del Fondo Nacional del Café sería la alcancía de los cafeteros para la época de las vacas flacas, pero todo eso se lo gastaron refinanciando cualquier sancochería que se quebraba en el país, porque dizque los cafeteros éramos los ricos. Hoy que estamos en la miseria no nos escuchan. El Gobierno es indolente, sordo y mudo”, dijo.

En la marcha también estaba Luis José Valdez, quien fue invitado a participar en la mesa de negociación que convocó el Gobierno. Sin embargo, sostuvo que solo se dieron cuenta de la cita a última hora.

Hacia la 1:00 p.m muchos cafeteros ya se habían sentado a almorzar, y mientras algunos destapaban sus tamales, otros se concentraban en el sancocho que habían preparado o acudían a los restaurantes del pueblo.

No obstante, a la 1:50 de la tarde volvieron a cerrar la vía, y solo unas cuatro horas más tarde dieron paso, con la decisión de cerrar de nuevo a las 7:30 p.m., y mantener así la vía el resto de la noche.

En medio de la calma, el comandante operativo de seguridad ciudadana de la Policía Caldas, coronel Gustavo Lasso, sostuvo que la intención es tratar de mantener los diálogos.

El cansancio se comenzaba a apoderar de todos, pero tanto Genaro, como Herman Soto y Liliana y Beatriz sostenían que la protesta tenía que seguir.

En forma de chiste resaltaban a pesar de haberse quemado por el intenso calor, tenían que seguir reclamando, pues estaban más tostados y quebrados que las promesas del gobierno Santos.

Por eso, dijo Liliana, después de 40 años de tener finca cafetera, de ahora en adelante “voy a seguir acompañando todas las marchas que se hagan”.

Disturbios en Fresno y Remolinos

En Fresno (Tolima) a donde llegaron caficultores de Manzanares y Pensilvania, y en Remolinos (Risaralda), donde se concentraron cultivadores del occidente de Caldas, se presentaron disturbios, y varias personas resultaron lesionados.
En ambos sitios, miembros del Esmad se enfrentaron con los caficultores al querer desbloquear las vías de principales.

Tranquilidad en La Pintada

A La Pintada llegaron caficultores de Aguadas y Pácora, que se unieron a los del suroriente antioqueño. Jaime Vargas, dirigente de Támesis (Antioquia), le dijo a LA PATRIA que el paro transcurrió en calma, aunque realizaban cierres temporales en la vía. Al lugar llegaron unos dos mil caficultores.

Por departamentos

A pesar de que el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón, y el director de la Policía, general José Roberto León Riaño, advirtieron que no permitirán bloqueos de vías ni ningún tipo de alteración del orden público, durante el desarrollo del paro cafetero, se han registrado algunas escaramuzas.

Huila

Los cafeteros se concentraron en su mayoría en la vía que de Neiva conduce al municipio de Aipe, en el barrio Villa Constanza. En el sitio Patio Bonito, a cuatro kilómetros de la zona urbana de Garzón, se presentaron disturbios cuando los protestantes bloquearon la carretera con árboles. Al hospital de Garzón ingresaron por lo menos 10 heridos entre policías y manifestantes. Un caficultor quedó herido de gravedad.

Antioquia

En el suroeste de Antioquia el transporte disminuyó en un 50% debido a la restricción en en la movilización de pasajeros, ya que los conductores temen posibles actos vandálicos. El mayor conglomerado del departamento estuvo en el corregimiento Bolombolo (Venecia), donde se concentraron cerca de 7 mil cultivadores.

Valle del Cauca

Cerca de 400 personas se concentraron desde las 4:00 a.m. de ayer en la vía que de Ansermanuevo conduce a Cartago. Ha sido una movilización pacífica, a pesar de que hombres del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) arremetieron en una ocasión contra los manifestantes con gases lacrimógenos y chorros de agua.

Santander

La vía Barrancabermeja-Bucaramanga presenta bloqueos intermitentes. A mediodía, en el kilómetro 6 de la vía La Lizama – San Alberto sobre la autopista Barrancabermeja-Bucaramanga, se concentraron unos 3.000 campesinos, pequeños y medianos productores del grano.

Tolima

Cientos de campesinos de diferentes municipios se unen al paro nacional en el sector de Boquerón. Allí según algunos voceros saldrán hacia el sector de Coello – Cocora, donde pasarían la noche.

Quindío

Se presentaron desmanes en el tramo del kilómetro 2 y 6 de la vía a La Línea, tramo donde los manifestantes quisieron bloquear el paso de vehículos, acción que fue impedida por la fuerza pública, lo que generó enfrentamientos dejando varios heridos.

“Hay que modernizar la institucionalidad”: Minagricultura

El ministro de Agricultura, Juan Camilo Restrepo, habló de una constituyente cafetera ante las voces y opiniones discrepantes e inconformes que hay entre los mismos cafeteros con la institucionalidad, sobre la cual se ha dicho está rezagada.

“El Gobierno piensa que no es con paros, peleas ni bloqueos de vías. Hay que diseñar un mecanismo de modernización de la institucionalidad cafetera desde la misma institución. Ella refleja una vocería democrática”.

Reiteró en que en la protesta hay manos políticas de extrema izquierda y derecha y señaló que está prevaleciendo el interés de los grandes cafeteros.

El presidente Juan Manuel Santos explicó ayer que habrá una comisión cafetera integrada por técnicos para para sentar las bases del sector, para que sea más competitivo.

Federacafé apoya al Gobierno

El gerente de la Federación de Cafeteros, Luis Genaro Muñoz, dijo que concuerda con el Gobierno en que el paro es injustificado.

Muñoz envió un comunicado, en el que les recuerda a los cultivadores que en el año se realizan cerca de cuatro mil reuniones en las que se atienden las inconformidades y preocupaciones de los productores del sector. “Los cafeteros de Colombia siempre han tenido un diálogo respetuoso con el Gobierno Nacional y en el seno del Comité Nacional de Cafeteros se han defendido las posiciones del gremio y se han planteado las inquietudes, por lo cual se considera innecesario convocar un paro para ser escuchados”.

Al final de la tarde, el Comité directivo lamentó los disturbios en los que resultaron caficultores heridos, e invitó a no continuar con la protesta.

Anserma y Risaralda apoyaron el paro

Anserma y Risaralda (Caldas) estaban desoladas ayer por el cierre de é

Vehículos con pancartas, cargados de caficultores, víveres y provisiones, partieron para el sitio de Remolinos, punto de encuentro con los demás caficultores de la región.

En Anserma solamente abrieron sus puertas los templos, las casas funerarias y los puntos de venta de chance.

En horas de la mañana en la terminal de transportes de Anserma, muy pocos ciudadanos quisieron viajar por temor a quedar en mitad de camino.

¿Por qué participan en la manifestación?

Remolinos

Elmer Arango: necesitamos que nos mejoren los precios, esto ya no lo sostiene nadie.

Luis Antonio Palacio: queremos que nos atiendan, gastamos más en la producción que en la venta. Esta situación es inaguantable.

Gabriel De los Ríos: nos sentimos engañados por el Gobierno Nacional. Esperábamos incentivos y los que nos dieron fue la espalda.

Derian Cardona: necesitamos que nos escuchen, el precio actual del café no le sirve a nadie, es una miseria.

Irra (Risaralda)

Laureano Ladino, Bonafont (Riosucio Caldas): acompañamos el paro porque es la única forma que nos escuche el Gobierno y que nos solucione algo.

Jorge Eduardo Ospina: estamos cansados de que este Gobierno escuche más a los terroristas de las Farc que a los que cultivamos paz y empleo.

Jorge García, de Riosucio: es una invitación a hacernos sentir y por eso vinimos. No nos está alcanzando sino para la alimentación.

Guillermo León González, La Merced: porque este gobierno nos tiene afectados totalmente, y no nos alcanza para atender ni siquiera al café.

Silvio Valdez, Palestina: hemos visto que la etapa de diálogo ya se terminó, teníamos grandes expectativas con la llegada del presidente a Chinchiná, pero no vino sino a ratificar las mismas limosnas.

Germán González, cafetero de Palestina: si el gerente de Federacafé ha ofrecido su barba, lo que pedimos es su cabeza, porque no es ideal para representar al sector, ni tiene la camiseta puesta.

Lapatria.com, 26 de febrero de 2013

Continúe leyendo
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Facebook

⚠️LO MÁS RECIENTE ⚠️️

NUESTRO TWITTER