Conecta con nosotros

Oscar Gutierrez Reyes

ISAGEN y la Importancia de la energía eléctrica

Por Óscar Gutiérrez Reyes

Para nadie es un secreto la importancia de la energía eléctrica. Este fue, sin duda, uno de los grandes descubrimientos que facilitaron el tránsito de la humanidad del oscuro mundo del feudalismo del siglo XVIII al del capitalismo del siglo XIX. Y, de ahí, a la sociedad más avanzada, socialmente,

Avatar

Publicado

en

Por Óscar Gutiérrez Reyes

Para nadie es un secreto la importancia de la energía eléctrica. Este fue, sin duda, uno de los grandes descubrimientos que facilitaron el tránsito de la humanidad del oscuro mundo del feudalismo del siglo XVIII al del capitalismo del siglo XIX. Y, de ahí, a la sociedad más avanzada, socialmente,

en el siglo XX. Sus aplicaciones permitirán alcanzar estadios de civilización jamás conocidos por el hombre.

Su importancia no radica sólo en que ilumina, calienta, refresca los hogares, facilita la vida y, con los avances científicos en las comunicaciones, ilustra y educa a la población sino que, al aplicar la fuerza eléctrica a los procesos de la producción, los hombres pudieron progresar en la fabricación de mercancías en serie. Usarla en la metalurgia, aplicarla a los transportes, desarrollarla en las telecomunicaciones, aprovecharla en los  electrodomésticos, servirse de ella en la robótica y, en general, utilizarla para el progreso del hombre y para consolidar los cambios sociales se dieron con la segunda revolución industrial y los que se están dando con la informática. Su transcendencia para la sociedad llevo a Lenin a afirmar que el poder de los soviets más la electricidad era el socialismo.

Por su valor estratégico, diferentes Estados y sistemas sociales han desarrollado la producción de energía eléctrica y sus múltiples aplicaciones. No puede un país tener riqueza social sin la producción y uso, para el bienestar de su población, de la energía eléctrica. Por eso, en el mundo entero, se promueven estudios que optimicen el uso de la energía eléctrica y su ahorro ya que, uno de los problemas de la energía eléctrica es que, una vez producida, no se puede guardar, almacenar y, además, al transportarse, se pierde una cantidad significativa de ella.

En nuestro país, desde finales del siglo XIX comenzó la construcción de pequeñas centrales de generación de energía eléctrica y de uso de la misma para los pequeños desarrollos industriales y para la iluminación de calles y, posteriormente, de hogares.
El crecimiento de la generación, transporte, y prestación del servicio a los colombianos fue posible por la presencia del Estado en la planificación, financiación, construcción y puesta en marcha de lo que hoy conocemos como el parque eléctrico nacional. En sus albores esta tarea se dejó al capital privado pero este, no fue capaz de asumirla bien. Por eso termino siendo el Estado, en sus diversos niveles, quien asumiera la parte clave en la generación y transporte de energía. Para eso a lo largo y ancho de la nación, jugó y aun sigue jugando, en la generación, ISAGEN.

Para quienes no conocen la historia hay que señalar que ISAGEN atendía la generación y el transporte de energía eléctrica hasta antes de los procesos de privatización y desintegración de las empresas de servicios públicos del país. Después de dichos procesos el transporte de energía quedo en manos de ISA y la generación, como ya se dijo, en manos de ISAGEN.

A ambas empresas las quieren acabar de privatizar. A ISA, ya le vendieron casi el 40% de sus acciones a privados y, acaban de sacar a la venta la participación que aún le queda a la nación en ISAGEN que es de casi el 58%.

Una mirada a la gestión económica permite concluir que entregar al capital privado una empresa como ISAGEN, es desproteger a la nación de un bien clave para el progreso social, salir de una propiedad que es eficiente y que renta -al Estado- sumas muy significativas de dinero y transferir unos activos que, al quedar en manos de monopolios privados, encarecen el producto y su uso por parte de los colombianos. Así ha sucedido con las privatizaciones de las empresas de servicios públicos, se han hecho en el país.
Las cifras de la empresa

Los balances presentados por la compañía, permiten conocer las siguientes cifras que dejan ver la capacidad financiera y las utilidades de ISAGEN.

Resultados financieros

2007

2008

2009

2010

2011

2012

Operaciones (Mill COP)

Ingresos

1.070.018

1.231.700

1.410.552

1.465.300

1.682.700

1.731.539

Costo de ventas

680.842

770.621

805.946

799.413

989.504

1.106.249

Gastos de administración

62.247

73.191

85.568

88.220

94.112

123.835

Costos y gastos operacionales

743.089

843.812

891.514

887.633

1.083.616

1.230.084

Utilidad operativa

326.929

387.888

519.038

577.667

599.084

501.455

EBITDA

433.405

493.986

622.513

686.364

707.900

610.462

Utilidad antes de impuesto

285.416

363.714

524.609

543.090

599.577

509.585

Provisión impuesto de renta

77.521

103.392

138.858

133.314

120.465

48.682

Utilidad neta

207.895

260.321

385.751

409.776

479.112

460.903

Datos tomados de la página de ISAGEN

ISAGEN es propietaria de 5 centrales de generación hidráulica de energía eléctrica que están en producción, San Carlos, Calderas, Jaguas, Miel I y Trasvase del Guarinó y Amoyá, una -Hidrosogamoso- que está próxima a generar y otra que es térmica, Termocentro. Dispone de un patrimonio de un poco más de tres billones 631 mil millones de pesos y un margen de utilidad neta en relación con su patrimonio (ROE) de 12.69% anual. Sus activos totales son de seis billones 742 mil 265 millones de pesos y sus pasivos totales son de tres billones 111mil 208 millones de pesos. Eso significa que ISAGEN es sólida, rentable y eficiente en su operación. El resto de cifras de la compañía también son favorables. ¿Porqué -siendo una excelente empresa- se quiere terminar de privatizar?
Las declaraciones del Ministro de Hacienda permiten conocer las razones del gobierno para concluir la privatización. Ante medios de comunicación, el ministro dijo que: “Se está adelantando el proceso de concesiones de cuarta generación que va requerir enormes recursos por parte del Estado” y “es más conveniente tener estos recursos invertidos en algo que hoy no tenemos y se necesita, que son las carreteras”. Y, aquí, nos debemos preguntar: ¿La construcción de carreteras no es acaso con recursos de los concesionarios? ¿No se les paga, a los concesionarios, con los peajes que esquilman a transportadores y demás usuarios de las vías? Las respuestas están en las mismas declaraciones del ministro: “Es tan costoso construir las carreteras en nuestro país que no se alcanza a financiar con el cobro de peajes, es necesario hacer aportes adicionales”.

Aspiran -quienes mal gobiernan- a vender ISAGEN para entregar 4.5 billones de pesos a los privados que construyan las carreteras de cuarta generación. Nos preguntamos: ¿Cómo regresarán, a la nación, esos aportes adicionales? ¿Se entregarán, los 4.5 billones, de manera gratuita? ¿Se perderán en los laberintos de la contratación pública?

ISAGEN puede rentar -con las utilidades dejará Hidrosogamoso y a precios constantes- más de medio billón de pesos anuales. Debe darse a conocer que Hidrosogamoso tiene garantizada la venta de por lo menos 2350 GWh año y por un período de 20 años, desde el 2014 hasta el 2034 y, sin incluir, que Hidrosogamoso generará 5670 GWh año.

Con esa realidad económica no sería mejor dejar a ISAGEN con la participación estatal que hoy tiene, reversar el proceso de venta y destinar, si es el caso, parte de sus utilidades para apalancar la construcción de vías en el país.

El valor de la empresa hoy se alcanzó gracias al aporte de los colombianos, al ahorro nacional, al cuidado de un bien tan preciado, como es la electricidad. ISAGEN genera el “16,45% de la demanda de energía eléctrica de Colombia, ubicándola como la tercera generadora más grande a nivel nacional y como agente fundamental en el desarrollo de la industria energética”. Es, junto con la propiedad en generación de Empresas Públicas de Medellín, EPM, lo que le queda al país. Entre EPM e ISAGEN poseen el 40% de la generación de electricidad. Si se vende ISAGEN, el Estado colombiano pasará de ser propietario del 16.5% de la generación eléctrica a desposeído de la misma.

Todas estas razones son más que suficientes para oponerse a la venta de ISAGEN. La Unión Nacional de Usuarios hará los esfuerzos que sean necesarios para exigir el cese del proceso de privatización de ISAGEN como una medida que impida que elmucho apetito e interés mostrado por parte de inversionistas privados”, como asegura el ministro Cárdenas, se cumpla.

Continúe leyendo
Click para comentar

Deja una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Facebook

⚠️LO MÁS RECIENTE ⚠️️

NUESTRO TWITTER