Conecta con nosotros

Nacionales

La conjunción de cultura y política de Rodrigo Saldarriaga, candidato del Polo a la Cámara por Antioquia

Tiro al Blanco  

En alguna conversación con el Director del Pequeño Teatro, Rodrigo Saldarriaga ratifiqué cuales son las diferencias que existen entre vivir con lo suficiente y vivir con lo necesario. El que decide vivir con lo necesario está condenado a que su remuneración sólo alcance para pagar sus obligaciones mensuales, porque, si acaso, quedará una pequeña cuantía para un par de cervezas. Si usted se antoja de la tercera, déjeme decirle que podría encontrarse en graves aprietos económicos y muy seguramente le echará la culpa al sistema, o a los políticos, o al presidente, o a los tres juntos.

Publicado

en

Tiro al Blanco  

En alguna conversación con el Director del Pequeño Teatro, Rodrigo Saldarriaga ratifiqué cuales son las diferencias que existen entre vivir con lo suficiente y vivir con lo necesario. El que decide vivir con lo necesario está condenado a que su remuneración sólo alcance para pagar sus obligaciones mensuales, porque, si acaso, quedará una pequeña cuantía para un par de cervezas. Si usted se antoja de la tercera, déjeme decirle que podría encontrarse en graves aprietos económicos y muy seguramente le echará la culpa al sistema, o a los políticos, o al presidente, o a los tres juntos.

En ese escenario, los que viven con lo estrictamente necesario añoran un mejor gobierno y un mejor Congreso que ofrezca más oportunidades, prebendas, más beneficios y subsidios, pero la realidad es otra. Los peores gobernantes y políticos son los que se elegirán en los próximos comicios…

Vivir con lo suficiente implica tener una visión distinta de la actividad económica que debe ubicarse por encima de las políticas gubernamentales e inclusive de las directrices que impone el sistema financiero. Vivir con lo suficiente implica cambiar de escenario para dejar a un lado las exigencias mecánicas, cotidianas, monótonas y repetidas que caracterizan -el empleo- al que muy difícilmente podrá acceder un profesional que estará mal remunerado. Vivir con lo suficiente otorga la capacidad de pensar y repensar lo que se hace, de evaluar las equivocaciones de la competencia con el objetivo de ofrecer un producto o servicio con valor agregado que se diferencie de los demás para obtener más ingresos que posibiliten más utilidad, con el fin de minimizar las restricciones empresariales y personales para acceder al mercado.

Sólo los que insisten, persisten y nunca desisten viven con lo suficiente. Rodrigo Saldarriaga, por lo que le he visto en la última década, por lo que lo conozco, por lo que ha demostrado, ha vivido toda su vida con lo suficiente y eso lo demuestra la permanencia e importancia para la ciudad del inmensamente y grande Pequeño Teatro…

Demasiadamente particular

En esa misma conversación con el Director del Pequeño Teatro, Rodrigo Saldarriaga, compartiendo no un par, ni una tercera, sino muchas cervezas nos referimos a dos de la infinidad de problemas fundamentales que afronta Colombia.

El primero es la Locomotora Minera de Santos y el segundo la falta de apoyo a la producción nacional, a la falta de apoyo a los campesinos del país que palabras más, palabras menos, son lo que producen y cultivan la comida que llevamos a nuestras familias.

Esos dos pequeños inconvenientes son los que el actor de teatro Rodrigo Saldarriaga combatirá y defenderá desde el Congreso de la República en caso de llegar a la Cámara de Representantes por el Polo Democrático Alternativo en la próxima campaña parlamentaria de marzo de 2014.

Entre cervezas y olor a tabaco, Saldarriaga es asediado por el público que acude al Pequeño Teatro en donde no existen tarifas establecidas para el ingreso, y por el contrario, se permite que cada espectador otorgue, si le dan ganitas, un aporte voluntario.

Rodrigo Saldarriaga es un hombre bastante particular que va contra la corriente y no está sujeto a los cánones establecidos por la sociedad. Es un hombre que desde la política criado en el Movimiento Obrero Independiente Revolucionario, MOIR, dice lo que piensa y hace lo que dice. Esa es la diferencia con los políticos tradicionales.

Teatro y política

El actor y aspirante a la Cámara de Representantes por el Polo Democrático Alternativo, Rodrigo Saldarriaga es fundador del Pequeño Teatro. Estudió Arquitectura en la Universidad Nacional donde inició su actividad teatral, bajo la dirección de Jairo Aníbal Niño en obras como -La Masacre de Santa Bárbara-, -Vietnam-, -La Bienal- y -Crónicas Municipales-.

En la última década su actividad artística se ha visto compaginada con la politica que lo llevó a ser candidato a la Gobernación de Antioquia, elecciones en las que obtuvo un poco más de 60 mil votos.

En 1975 Rodrigo Saldarriaga fundó el Pequeño Teatro en el que se ha desempeñado como director, dramaturgo, actor y escenógrafo en más de 56 montajes. Participa en la Muestra de Teatro Colombiano en el -Primer Festival Internacional de Teatro Universitario- en Manizales, como actor y escenógrafo en la obra -La Madre- de Bertolt Brecht.

La aspiración de Saldarriaga a la Cámara de Representantes está fortalecida por líderes comunales, madres comunitarias, magisterio y obreros de zonas del departamento como Urabá, Bajo Cauca, Magdalena Medio y en municipios como Puerto Berrio, Yondó y en el suroeste de Antioquia en Támesis y Jardín.

Rodrigo ha escrito versiones para Teatro de cuentos y novelas, así como sus obras -Todo Fue-, -A Julián Beck- -La Venganza de los Huérfanos- y -El Ejército de los Guerreros.

Tiro Al Blanco, Medellín.

 

Continúe leyendo
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Facebook

⚠️LO MÁS RECIENTE ⚠️️

NUESTRO TWITTER