Conecta con nosotros

Nacionales

Jornada nacional de la Justicia por condiciones dignas y seguras para el trabajo

Pronunciamiento de la Junta Directiva Nacional Ampliada de Asonal Judicial:

Una vez más, los trabajadores judiciales, nos vemos en la obligación de movilizarnos para exigir del Gobierno y del Consejo Superior de la Judicatura, poner fin al drama que sufren los servidores de Cali. Luego de deambular por varias sedes, entre otras cosas,  no aptas para administrar justicia y sufrir los efectos devastadores que para la salud y bienestar conlleva dicha situación, nos entregan unas instalaciones en la reconstruida Torre B del Complejo

Publicado

en

Pronunciamiento de la Junta Directiva Nacional Ampliada de Asonal Judicial:

Una vez más, los trabajadores judiciales, nos vemos en la obligación de movilizarnos para exigir del Gobierno y del Consejo Superior de la Judicatura, poner fin al drama que sufren los servidores de Cali. Luego de deambular por varias sedes, entre otras cosas,  no aptas para administrar justicia y sufrir los efectos devastadores que para la salud y bienestar conlleva dicha situación, nos entregan unas instalaciones en la reconstruida Torre B del Complejo

Judicial que fue objeto hace CINCO AÑOS de una poderosa bomba que casi lo destruye completamente, en condiciones, por decir lo menos, lamentables, en tanto, continúan las condiciones de hacinamiento e infuncionalidad, no se diseñaron puestos de trabajo con seguridades industriales, no se extendió el cableado por ductos apropiados, hay deficiencias en el sistema de grifos y baños y, qué decir de los ascensores, los que a más de  no ser suficientes, los instalados adolecen de fallas graves, que han puesto en peligro la vida de usuarios y empleados, pues cuando no se descuelgan, se atoran entre los pisos.

Este desgreño administrativo, muestra claramente la escasa e ineficiente labor del Consejo Superior de la Judicatura, que luego de un lustro, no ha podido terminar unas obras que, según los estudios, no tardaban más de dos años. El costo hasta el momento es de aproximadamente SESENTA Y DOS MIL MILLONES, cifra que es descomunal para una reconstrucción, a la que ha de agregársele TRECE MIL MILLONES más, que fueron los dineros destinados inicialmente para terminar con la reconstrucción de la Torre A, donde funcionarán las salas de audiencia, pero que por errores en su gestión y programación,  el gobierno, a modo de sanción por su no ejecución, los retiró en diciembre pasado, adjudicándoselos a otros entes. Hoy nos toca luchar por la recuperación de esos dineros, tan necesarios para garantizar el nuevo sistema de la oralidad en todas las jurisdicciones. Por lo pronto existe una promesa del Ministerio de Justicia de devolverlos y una decisión del Consejo Superior de la Judicatura de facilitarlos.

Pero si ello sucede en Cali, en otros lugares patrios también se vive la misma historia, para mencionar sólo los palacios de  Chaparral en el Tolima y Turbo en Antioquia, los cuales son monumentos a la desidia y al despilfarro, agravándose la situación con las recientes medidas de contratación de inmuebles para los juzgados de descongestión en varias ciudades del país, con lo que se demuestra que la dignidad del poder judicial vale muy poco para esos burócratas apoltronados en el Consejo y en la Administración Judicial. Valga poner el ejemplo de lo sucedido en Pereira, en donde los locales contratados amenazan ruina, no son apropiados para oficinas y mucho menos, para recibir y realizar diligencias judiciales. Igual sucede con el edificio donde funciona el Tribunal de Medellín, al que se le acaban de inyectar la modesta suma de TRESCIENTOS CINCUENTA MILLONES, para que todo siga igual. Además, en esa misma ciudad, magistrados y jueces de restitución de tierras, se encuentran en la más absoluta desprotección, funcionando en un local adyacente a parqueaderos públicos, a sabiendas, que su riesgo ha sido catalogado por los organismos estatales de seguridad, como ALTO, es decir, estamos a merced de la delincuencia.

Por todo ello, la JUNTA NACIONAL AMPLIADA DE ASONAL JUDICIAL NACIONAL, una vez analizadas todas estas situaciones de riesgo e inseguridad en los que los servidores judiciales debemos cumplir con la labor encomendada, se decidió, por UNANIMIDAD, realizar un a JORNADA NACIONAL de movilización y denuncia el próximo MIERCOLES 5 DE FEBERO en todo el territorio nacional. El llamado es a la protesta, a la movilización, a la denuncia pública y para ello, donde existan condiciones, deberá realizarse ASAMBLEAS INFORMATIVAS Y DE EDUCACIÓN DURANTE TODO EL DIA, mientras que en aquellas regiones donde las condiciones no son favorables para esa actividad, se debe garantizar como mínimo, ASMABLEAS INFORMATIVAS, con citación a los medios de comunicación, para que se denuncia ante la comunidad nacional e internacional las precarias condiciones en que desarrollamos nuestra labor. Deberá, además, enviársele mensajes de solidaridad a los compañeros de Cali, que en forma valiente y digna, adelantan desde hace dos semanas una jornada de protesta en la exigencia de seguridad en y para el  trabajo, al igual, que en defensa de la salud y de la vida propia y de los miles de usuarios que visitan ese Complejo Judicial.

¡Por la defensa de la vida y seguridad en el trabajo….jornada nacional de movilización¡

¡No Mas Indiferencia, la salud  de los trabajadores es un derecho para estos  y una obligación para el estado¡

Contra el desgreño administrativo del Consejo Superior de la Judicatura, unidad y lucha de los trabajadores judiciales¡

Por Condiciones Dignas Y Saludables En Los Sitios De Trabajo…Movilización y Lucha

JUNTA DIRECTIVA NACIONAL AMPLIADA

LUIS FERNANDO OTALVARO CALLE
Presidente

Bogotá.

 

Continúe leyendo
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Facebook

⚠️LO MÁS RECIENTE ⚠️️

NUESTRO TWITTER