Conecta con nosotros

Titulares

Capítulo minero del Plan de Desarrollo está hecho a la medida para favorecer transnacionales, alertan congresistas del Polo en audiencia pública

El artículo 159 del Plan Nacional de Desarrollo que cursa su trámite en el Congreso de la República, es una norma hecha a la medida de tres empresas multinacionales, las cuales cuentan con el 51%, del área de las concesiones mineras en zonas de páramo, entregadas antes de febrero del 2010, denunciaron congresistas del Polo Democrático Alternativo, durante la audiencia pública realizada este viernes 17 de abril y convocada por el senador Iván Cepeda Castro. 

Además de Cepeda, intervinieron los parlamentarios Jorge Enrique Robledo, Senén Niño, Alirio Uribe Muñoz y las congresistas de la Alianza Verde,  Claudia López y Angélica Lozano.

Publicado

en

El artículo 159 del Plan Nacional de Desarrollo que cursa su trámite en el Congreso de la República, es una norma hecha a la medida de tres empresas multinacionales, las cuales cuentan con el 51%, del área de las concesiones mineras en zonas de páramo, entregadas antes de febrero del 2010, denunciaron congresistas del Polo Democrático Alternativo, durante la audiencia pública realizada este viernes 17 de abril y convocada por el senador Iván Cepeda Castro. 

Además de Cepeda, intervinieron los parlamentarios Jorge Enrique Robledo, Senén Niño, Alirio Uribe Muñoz y las congresistas de la Alianza Verde,  Claudia López y Angélica Lozano.

En desarrollo de la audiencia pública que se realizó en el Congreso, el senador Cepeda Castro, le pidió al Gobierno Nacional retirar el siguiente aparte del texto del Plan Nacional de Desarrollo que será analizado en las plenarias de Senado y Cámara en los próximos días:
 
Artículo 159. Parágrafo 1. Al interior del área delimitada como páramo, las actividades para la exploración y explotación de recursos naturales no renovables que cuenten con contrato y licencia ambiental o con el instrumento de control y manejo ambiental equivalente, que hayan sido otorgados con anterioridad al 9 de febrero de 2010 para las actividades de minería, o con anterioridad al 16 de junio de 2011 para la actividad de hidrocarburos, respectivamente, podrán seguir ejecutándose hasta su terminación, sin posibilidad de prórroga y estarán sujetas a un control, seguimiento y revisión por parte de las autoridades mineras, de hidrocarburos y ambientales, en el marco de sus competencias y aplicando las directrices que para el efecto defina el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible.
 
Para el congresista del Polo, esta norma acabaría con cualquier posibilidad de frenar la actividad minera en zonas que deben estar protegidas por la legislación ambiental. “Estamos hablando de zonas extensas de páramos que sufren cada vez más los estragos de la minería, especialmente los páramos ubicados en Santander y Tolima, que son en su mayoría las ‘fábricas’ de agua de muchos municipios”, afirmó Cepeda.
 
Según informes de la Agencia Nacional de Minería, al 6 de marzo, serían 448 los títulos que actualmente se encuentran superpuestos en 26 zonas de páramo, de los cuales, al menos 347 cuentan con licencia ambiental. La empresa con más títulos superpuestos en páramos es Anglogold Ashanti Colombia S.A., con 40 títulos, seguida por Eco Oro Minerales Corp y Leytah Colombia, con 9 títulos cada una.
 
El área total superpuesta de concesiones en páramos es de 118.461,73 hectáreas, de las cuales la empresa Anglogold tiene el 30,4% del área (incluyendo el área de la Sociedad Exploraciones Northern Colombia), seguida por Eco Oro (12%) y Minas Paz del Río (9%). Es decir, entre tres empresas tienen más del 50% del área titulada que se superpone a los páramos en el país.

“El apoyo e inversión en minería por parte del Estado en este Plan Nacional de Desarrollo, se multiplicó en un 400 por ciento, con respecto al anterior”

Durante la audiencia se analizó también la afectación que están sufriendo los ecosistemas por causa de la exploración y explotación minera en diferentes regiones del país. Por ello, el auditorio se llenó con la presencia de personas venidas de diferentes lugares de Colombia, con la misma problemática ambiental y minera, en especial de ecosistemas de páramos como el Sumapaz, Berlín, Cortadera, Caracolí y San Turbán.

Regresión en materia minera denuncia congresista Alirio Uribe

 “Uno no entiende porque el Plan Nacional de Desarrollo, no agencia el desarrollo industrial, la industrialización del país y sigue aplicando medidas que son antipopulares, medidas que van en contra del medio ambiente y medidas que son también antieconómicas”, dijo por su parte el representante del Polo, Alirio Uribe Muñoz.

Según el congresista, en el Plan Nacional de Desarrollo anterior, el Estado intervenía apoyando la minería con 3.2 billones de pesos, y ahora con este nuevo Plan, con 12.8 billones, “Es decir, el apoyo e inversión en minería se multiplicó en un 400 por ciento”. Paradójicamente en el sector privado pasa lo contrario, pasó de una participación de 93 billones a 65, “Mientras el sector privado disminuyó la inversión en minería en un 37% el Estado la cuadruplica” manifestó Uribe Muñoz.

“Lo que más duele –insistió el parlamentario– es que de esos 12.8 billones de pesos, un billón es del Sistema General de Participaciones y del Sistema General de Regalías, es decir plata que tenía que ir a educación y salud, se va para la minería”

Uribe Muñoz igualmente denunció que el artículo 19 del proyecto del PND, plantea una regresión en materia minera. “Ellos plantean garantías al trabajo y formalización y resulta que lo que hacen es someter a los pequeños y medianos mineros a la gran minería a través de la figura del subcontrato, a través de lo que llama el PND las alianzas productivas”, lo que implica que los pequeños y medianos mineros, deban comprarle insumos y vender su producción a los grandes mineros –no al valor comercial o al del mercado- , sino al precio que ellos les quieran pagar.

“Lo mismo pasa con el artículo 22 del PND, que es totalmente discriminatorio, con la pequeña y mediana minería” agregó el parlamentario, ya que a su juicio, establece unas condiciones de capacidades económicas y técnicas, que hacen que los pequeños mineros estén excluidos, y favorece a los grandes empresarios mineros, “causando en últimas que los pequeños mineros desaparezcan o sean subcontratistas de la gran minería”.

El engaño no termina ahí, agregó Uribe Muñoz, “El artículo 177 que se refiere a la delimitación ambiental, no es como se dice para proteger los recursos, sino para darle seguridad jurídica a los empresarios mineros, ahí no se está buscando proteger el medio ambiente, proteger el agua, sino que se quiere blindar obviamente a esos grandes mineros”.

Finalmente Uribe Muñoz, manifestó su desacuerdo con el nuevo ordenamiento territorial: “yo quiero insistir en esto, porque este país ha sido mapeado y ordenado territorialmente en función de la guerra y en función de los intereses mezquinos de las empresas nacionales y trasnacionales, y yo creo que la paz de este país pasa porque mapeemos este país para la gente, obviamente habrá que delimitar este país y decir estas tierras tienen vocación agrícola para economía campesina, territorios indígenas, etc., estas áreas son protegidas, estas áreas tienen vocación agroindustrial, estas áreas tienen vocación minera”.

Bajo estas consideraciones, argumentó el congresista del Polo, “es indudable que este PND no nos va dar paz, el PND es  la paz de los ricos, los que llevan 50 años acumulando, la oligarquía de este país que a partir del despojo y la violencia,  quieren hacer su paz, es decir, seguir ganando plata, seguir acabando este país, explotando los recursos, y ojala sin pagar impuestos, este es el mundo ideal para ellos”.

 

Continúe leyendo
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Facebook

⚠️LO MÁS RECIENTE ⚠️️

NUESTRO TWITTER