Conecta con nosotros

Columnistas

El desdén del alcalde Peñalosa por los estudiantes bogotanos

Por Celio Nieves Herrera  

Una prueba más sobre la fobia del alcalde Enrique Peñalosa por las conquistas sociales de los sectores más pobres de la ciudad, es su intención de debilitar la inversión social, borrando de un plumazo las políticas públicas que, gracias a los recientes gobiernos de la izquierda, han hecho de Bogotá una ciudad incluyente. Ejemplo de ello, es la solicitud que consigna en el proyecto de Plan de Desarrollo Distrital para derogar, entre otros acuerdos, el 615 de  2015, de mi autoría como concejal por el Polo Democrático Alternativo.

Publicado

en

Por Celio Nieves Herrera  

Una prueba más sobre la fobia del alcalde Enrique Peñalosa por las conquistas sociales de los sectores más pobres de la ciudad, es su intención de debilitar la inversión social, borrando de un plumazo las políticas públicas que, gracias a los recientes gobiernos de la izquierda, han hecho de Bogotá una ciudad incluyente. Ejemplo de ello, es la solicitud que consigna en el proyecto de Plan de Desarrollo Distrital para derogar, entre otros acuerdos, el 615 de  2015, de mi autoría como concejal por el Polo Democrático Alternativo.

Los estudiantes bogotanos apenas alcanzaron a celebrar este acuerdo que creó la Tarifa diferencial en el Sistema Integrado de Transporte Público, SITP del Distrito Capital, debidamente aprobado por el concejo y sancionado por el Alcalde Mayor: “para los estudiantes de las instituciones Educativas Distritales,… matriculados en los niveles básica secundaria y  media (grados 6º., en adelante) que pertenezcan a los estratos 1, 2 y 3 y residan a más de un (1) km. de distancia de la institución educativa. También serán beneficiarios, los estudiantes de las instituciones oficiales de educación superior (técnica, tecnológica y universitaria) con sede en Bogotá, D.C.”. Este acuerdo de la ciudad ordena un descuento del 30% en el valor de los pasajes.

El proyecto de acuerdo que presenté ante el Concejo, incluye una proyección del número de estudiantes beneficiarios de la nueva medida:

Poco le importa al alcalde Peñalosa aliviar las cargas financieras de los hogares bogotanos: “para una familia de estrato uno, el transporte significa  el  16%  del  total  de  sus ingresos; para los estratos dos y tres, 13% y 12%, respectivamente, mientras que para una de estrato 6 representa sólo el 6%”. Desconoce, igualmente, lo estipulado por la ley 105 de 1993 que dice en su artículo 9º: “De los subsidios a determinados usuarios:“El Gobierno Nacional,   las   Asambleas   Departamentales    y  los   Concejos Distritales y Municipales podrán establecer subsidios a favor de estudiantes, personas discapacitadas físicamente, de la tercera edad  y  atendidas  por servicios  de transporte indispensables con tarifas fuera de su alcance económico.”.

Pésima noticia para los bogotanos. El proyecto del Plan de Desarrollo presentado al Concejo Distrital, derogando el acuerdo 615 de 2015, confirma la vocación neoliberal del alcalde Peñalosa para quien priman los intereses privados en detrimento de la política social.

Es hora de activar la protesta social y defender los derechos adquiridos, en este caso, de los y las estudiantes del Distrito Capital.

NOTA: las citas, entre comillas, son extractos de la sustentación del acuerdo 116 de Mayo del 2016.

Continúe leyendo
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Facebook

⚠️LO MÁS RECIENTE ⚠️️

NUESTRO TWITTER